Carillas dentales: ¿Cómo mantener su color y brillo?

Después de tanto pensarlo y darle vueltas a la cabeza, te has decidido hacer un cambio en tu sonrisa y hacerte carillas dentales. Estás muy feliz con los resultados, es lo que siempre has imaginado. ¡De hecho es mejor! Ha pasado un tiempo ya y sientes que el color ha cambiado, ya no brilla de la misma manera. ¿Qué ha pasado?

Aquí te digo algunos de los motivos más comunes para que esto haya ocurrido y algunas cosas que puedes hacer para que el resultado inicial dure mucho más tiempo.

Si algo parecido te ha ocurrido significa que te has realizado un diseño de sonrisa con carillas de composite. Como bien lo hemos comentado antes, las carillas de cerámica tienen una excelente estabilidad del color en el tiempo y no se pigmentan.

Antes de iniciar un diseño de sonrisa es muy importante que el paciente esté consciente de las implicaciones de la elección de cada material, si es cerámica o composite, pues cada una de ellos tiene sus pros y contras.

Consulta con tu odontólogo de confianza cuál es la mejor opción de carillas dentales para ti, ya que depende de muchos factores: hábitos de alimentación, condiciones médicas asociadas, expectativas que tengas y existe un factor económico que no se puede dejar de un lado.

Diseño de sonrisa con carillas dentales de composite

Al realizar carillas dentales de composite es importante saber que es necesario modificar algunos hábitos para asegurarnos de mantener los resultados el mayor tiempo posible.

5 recomendaciones para ayudarte a preservar el color de tus carillas de composite

  • Dieta blanca por 48 horas inmediatas a la realización de las carillas: ¡es fundamental! en este tiempo, se terminan de llevar a cabo las reacciones químicas de polimerización para asentar las propiedades del material utilizado.

Evita alimentos y/o bebidas con pigmentos, tales como: remolacha, soja, alcachofa, frutos rojos, arroz negro, azafrán, vino tinto, café, refrescos de cola, té. Te sugiero el uso de pajitas para beber este tipo de líquidos.

  • Evitar el tabaco: dentro de la larga lista de problemas derivados de su consumo, podemos sumar uno más, pues sabemos que los pacientes que fuman pierden el beneficio estético de las carillas de composite con mayor rapidez.
  • Familiarizate con el uso del hilo dental: nos permite alcanzar esos espacios que no logramos limpiar de manera efectiva con el cepillo de diente.
  • Enjuagarse la boca después de las comidas: cepíllate los dientes al acabar de comer o beber líquidos que puedan tener pigmentos. Si te encuentras fuera de casa, puedes masticar chicle, pues esto aumenta la producción de saliva y de esta manera permite limpiar los pigmentos residuales.
  • Mantenimientos periódicos: al igual que hacemos con los coches para asegurarnos que funcionen de manera óptima, tus carillas (al igual que tu salud bucal) requieren revisión cada cierto tiempo.

Planifica tu visita al odontólogo cada 6- 12 meses donde además de asegurarse que no existen problemas de higiene bucal, utilizando discos y gomas de pulir le daremos otro aire tus carillas, logrando que brillen como el primer día. Además se pueden planificar nuevas sesiones de blanqueamiento en aquellos dientes donde no tienes carillas.

Como puedes ver, son recomendaciones muy sencillas de llevar a cabo para cuidar esa sonrisa perfecta que tanto anhelabas. ¡No dejes que nada te quite tu mejor sonrisa!

¿Tienes más preguntas? Ponte en contacto conmigo y las iremos aclarando a la brevedad posible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *